viernes, 19 de agosto de 2011

LA INDUSTRIA FARMACÉUTICA SE PREPARA PARA MÁS RECORTES

Fuente: noticias.com

Sorpresa y consternación son los términos más empleados en el sector de las farmacéuticas al ser preguntados por el recorte del gasto que el Gobierno aprobará mañana. Se trata del tercer decreto en año y medio, esta vez destinado a ahorrar 2.400 millones de euros en medicamentos al maltrecho Sistema Nacional de Salud. Un giro de tuerca más para una industria a la que ya se le recortaron 2.500 millones en 2010. Según datos de la patronal de fabricantes de medicamentos, Farmaindustria, los 5.000 millones que habrán dejado de ingresar desde el primer decreto equivalen a un 30% de su facturación anual.

Un golpe que, unido a la reducción del consumo, hará mucho daño al sector. "El Gobierno está conduciendo a la industria a una situación de límites", señala una directiva de una importante multinacional farmacéutica. "Nos han sorprendido las nuevas medidas porque el Ejecutivo se comprometió a no llevar a cabo más recortes tras los del año pasado", apunta. Sorpresa hubo también en Farmaindustria, que hasta el anuncio de los recortes el pasado 22 de julio mantenía diálogos con Sanidad para elaborar un nuevo plan estratégico de I+D.

El paquete que se aprobará mañana incluye, salvo cambios de última hora, tres grandes medidas. En primer lugar, se generalizará en todo el territorio nacional la prescripción por principio activo y no por marcas, iniciativa ya estudiada en algunas comunidades autónomas, como Andalucía. Tanto la industria como las asociaciones de médicos lo consideran perjudicial en última instancia para el paciente, ya que los propios facultativos conocen los fármacos por su nombre y no por su composición.

En segundo lugar, el Ejecutivo pretende rebajar en un 15% el precio de los medicamentos de más de diez años que no tengan un genérico en el mercado. Farmaindustria ya anunció en julio que la iniciativa carece de sentido: si un fármaco no tiene genérico tras diez años de comercialización quiere decir que su precio ya está bajo y su margen ajustado, o bien que su coste de producción es poco atractivo para terceros.

Otra cuestión es el cambio de los precios de referencia de los medicamentos, asunto sobre el que la patronal estaba en conversaciones con el Gobierno. Desde la industria se vería con buenos ojos la armonización de los precios en las 17 comunidades autónomas. Siempre y cuando, eso sí, no se solape con las restricciones impuestas por las regiones, como el catálogo de medicamentos que quiere sacar adelante Galicia.

"A las compañías nos perjudican los cambios no previstos. Si trabajas con un calendario que se cambia continuamente, pierdes la confianza de los inversores", aseguran fuentes del sector.

Castigo al sector

La patronal cifra en un 15% de la facturación el impacto directo de los recortes en el sector. Un hachazo a añadir al de 2010, que se llevó por delante otro 15% de las ventas y al que se hizo frente con recortes de plantilla (unos 5.000 trabajadores) y de inversión en I+D (400 millones de euros en toda Europa, según datos de la patronal europea EFPA). La respuesta de las empresas no será diferente este año, aunque también se le podrán añadir decisiones de retirada de comercialización de algunos productos.

Existe un cierto sentido de agravio entre las farmacéuticas. "Somos el único sector industrial al que se le está ajustando el gasto", se queja una ejecutiva. Los recortes, según Farmaindustria, llegan además en una situación de tendencia decreciente del gasto del 10% y con una caída del IPC de fármacos del 27% en los últimos cinco años.

Deuda sanitaria y huelgas de boticariosLa reciente huelga de farmacéuticos en Castilla-La Mancha no ha pasado inadvertida entre las fabricantes de medicamentos. Los representantes de los distribuidores de la región exigieron ayer al Gobierno que permita a la comunidad aumentar su endeudamiento para "facilitar el pago de la factura de los medicamentos de los ciudadanos".
La deuda de las administraciones con las distribuidoras no deja de crecer: entre 2009 y 2010 aumentó un 40%, situándose en 4.400 millones de euros. El último dato de este año (marzo) la eleva un 11%, y todo apunta a que será muy superior a finales de año.
El impacto de la huelga de las farmacias no ha tenido efecto en la facturación de los laboratorios, pero lo sería si los problemas de financiación extienden la tensión a otras comunidades.
Desde el sector se tachan las medidas que aprobará mañana el Consejo de Ministros de cortoplacistas. Así, la factura de medicamentos, única partida sobre la que se ha incidido, supone un 20% del gasto total de Sanidad. De ahí que se insista en que serían más efectivas reformas en profundidad en el sistema, tales como evitar la duplicidad de especialistas, desarrollar la tarjeta sanitaria única, etc.

La cifra2.400 millones de euros es el ahorro en medicamentos que aportará el recorte del Gobierno, cifra que se suma a los 2.500 millones reducidos en 2010.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Haga su comentario aquí. El mismo será publicado pero no podrá ser respondido

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.